La domótica es ideal para conseguir la eficiencia energética en una vivienda o negocio

domótica eficiencia energética remica

La domótica es ideal para conseguir la eficiencia energética en una vivienda o negocio

Contar con una vivienda que brinde una óptima eficiencia energética y un notable ahorro energético tiene múltiples beneficios. En primer lugar, porque nuestras facturas a final de mes serán más económicas y, en segundo, porque al optimizar y reducir nuestro gasto energético, ayudaremos a conservar el medioambiente. ¡Para conseguirlo, la domótica es  la aliada perfecta! Sigue leyendo y te contaremos los beneficios de la domótica para automatizar muchos aspectos de tu casa.

¿Qué características tiene una vivienda domotizada?



El desarrollo tecnológico actual nos aporta múltiples posibilidades. Con un teléfono inteligente, un ordenador o una tablet somos capaces de buscar todo tipo de información en segundo y de estar conectados con cualquier parte del mundo. Estos avances tecnológicos también favorecen que la domótica nos permita controlar y automatizar nuestras viviendas a distancia, a través de los citados dispositivos.

Podríamos definir la domótica como el conjunto de tecnologías que controlan y automatizan la gestión inteligente de la vivienda, lo que contribuye a  mejorar la eficiencia energética de cualquier hogar.  Al  instalar un sistema domótico el consumo de aire acondicionado, calefacción, electricidad  y gas, entre otros ejemplos, estará totalmente optimizado. De esta forma podrás obtener un confort adicional y la calidad de vida que siempre soñaste tener.

¿Cómo logra todo esto la domótica? Permitiéndote programar el funcionamiento de diferentes dispositivos según tus preferencias o necesidades. Por ejemplo, gracias a la domótica podrás controlar la intensidad de las luces de las diferentes estancias de tu casa, subir o bajar las persianas e incluso programar la bajada de los toldos en función de la entrada de sol. 

Además, también tienes la opción de aumentar la seguridad del hogar gracias a la instalación y programación de distintos dispositivos. Por ejemplo, podrás combinar una alarma, con el control de acceso de intrusos a tu vivienda, sistemas de detección de fugas de gas, etc.


¿Las casas con domótica ofrecen mayor eficiencia energética?



El consumo de agua y energía es uno de los gastos que debemos afrontar en nuestro día a día en el hogar y que termina su ciclo mensual con el pago de las diferentes facturas. 

Sin embargo, podrás reducir este importe al utilizar sistemas que estén domotizados, y que, gracias a las opciones de automatización que ofrecen, pueden mejorar la eficiencia energética de tu vivienda pero sin renunciar al confort usual.

Los sistemas domóticos pueden gestionar los dispositivos de tu hogar eficientemente, de forma que siempre puedas aprovechar los recursos naturales como la luz, pero ¿cómo se puede llevar a cabo? Para que lo comprendas mejor, pondremos algunos ejemplos.

Control automático de iluminación



Utiliza las posibilidades de tu sistema domótico para ajustar automáticamente a la iluminación. Gracias a los sensores de luz, podrás disminuir su potencia al anochecer o apagar completamente las luces por la mañana, cuando detecten el primer rayo de sol. Además, al control automático de iluminación también se le pueden añadir detectores de presencia y movimiento que te garantizarán luz cuando una estancia esté ocupada, pero el resto del tiempo permanecerán apagados.

Persianas domotizadas para controlar la entrada de sol


Aprovechar la luz solar es clave para ahorrar energía. Durante el invierno, facilitar la entrada de los rayos solares contribuye a mantener el calor, mientras que en los días calurosos del verano será mejor evitar la radiación solar para que no suba la temperatura interior. 

Domotiza tus persianas para poder gestionar su apertura o cierre en función de cómo incidan los rayos de sol en las diferentes estancias de tu vivienda y en distintas estaciones del año.


Calefacción y aire acondicionado domotizados para optimizar temperatura en la vivienda


Controla y configura tu vivienda por “zonas” para alcanzar la temperatura óptima. Gracias a la domótica, podrás configurar tus dispositivos de forma independiente o combinada para que funcionen de manera simultánea (suelo radiante/refrescante, válvulas termostáticas de los radiadores, sistema de aire acondicionado por fan-coil zonificado…).

Este tipo de sistemas de climatización zonificados también te permiten programarlo ante incidencias. Así, por ejemplo, cuando abras una ventana para ventilar la habitación, el sistema de domótica, detectará esta acción y reducirá la temperatura de los aparatos de calefacción. Volverá a activar los radiadores o los aparatos de aire acondicionado una vez cierres las ventanas.

De esta forma, evitarás un gasto energético innecesario y a la misma vez te asegurarás de que la habitación siempre está a la temperatura adecuada.


¿Qué es Remihome?


El ecosistema domótico Remihome, disponible para edificios de obra nueva, permite controlar y automatizar los espacios de la vivienda. Se puede activar incluso a través de Alexa, el asistente de voz de Amazon. No solo permite programar la iluminación, sistemas de seguridad o climatización a través de un smartphone, sino que también transforma una casa en un espacio inteligente, al poder zonificar la climatización con programación combinada de equipos.

Este sistema domótico funciona en modo local, aunque la conexión a Internet no esté operativa, y trabaja con dispositivos de muchas marcas para que no sea necesario elegir dispositivos de un único fabricante. Esto  facilitará la posibilidad de integrar nuevos dispositivos,  independientemente de la marca a la que correspondan. 


¿Qué ventajas ofrece la monitorización del consumo de energía?


¿Sabes en qué consumes más energía? Es importante saberlo, ya que lo que no se mide, no se puede mejorar. El panel de estadísticas de Remihome refleja datos de los consumos de aquellos sistemas que estén automatizados. 

El sistema se encargará de registrar y guardar permanentemente todos los datos de funcionamiento y gasto energético. Así, será fácil que el usuario pueda comprobar dónde se producen los picos de consumo energético, a través de esquemas sencillos de comprender. En el caso de que haya alguna desviación significativa del consumo medio, será detectada por el sistema domótico y la adaptará a sus necesidades.

En conclusión, esperamos que con este artículo entiendas que la domótica va mucho más allá de encender luces o bajar persianas por comodidad, ya que bien empleada puede lograr una constante eficiencia energética para reducir el importe de las facturas a final de mes. 

Publicar Respuesta

4 × tres =