Atención técnica de averías 24 horas

Atención técnica de averías 24 horas

En Remica  Servicios Energéticos sabemos lo importante que es un servicio de atención técnica de averías 24 horas, capaz de ofrecer una respuesta rápida ante cualquier imprevisto que pueda surgir en la instalación.

Por ello, nuestros clientes cuentan con el teléfono 91 396 03 20, en el que pueden contactar con nuestro servicio de guardia, al que pueden recurrir a cualquier hora si detectan alguna incidencia en sus instalaciones.

No obstante, en aquellas instalaciones con servicio de telegestión de Remica, nuestro personal obtiene alarmas en tiempo real cuando los parámetros y variables de funcionamiento de la instalación se salen de los niveles óptimos establecidos. De ese modo podemos ofrecer una solución con mayor celeridad y eficacia, reestableciendo los niveles de funcionalidad correctos.

Además, para otro tipo de dudas o consultas que tengan nuestros clientes, disponemos de un teléfono de atención al cliente, el 91 396 44 04. En esta línea serán atentidos por el Departamento de Atención al Cliente de Remica que, además de atender consultas, realiza encuestas para conocer la satisfacción de los usuarios con nuestros servicios, utilizando esa información para tomar medidas que nos ayuden a mejorar.

 

Atención técnica de averías 24 horas ¿por qué es importante?

La gran complejidad de las instalaciones térmicas de los edificios hace que sea necesario contratar un servicio de mantenimiento profesional, que vele por el buen funcionamiento de manera habitual y que atienda rápidamente en caso de avería.

La buena gestión y mantenimiento  habitual de los servicios comunes –especialmente las instalaciones térmicas– permite reducir considerablemente la factura energética de las comunidades de propietarios y también contribuye a prevenir averías y malos funcionamientos.

 

Beneficios de las empresas de servicios energéticos

Además de un mantenimiento preventivo y correctivo de las instalaciones, como empresa de servicios energéticos (ESE), en Remica nos ocupamos de la gestión energética de las instalaciones.

Y es que el papel de las ESEs, tal y como define el IDAE, debe consistir en optimizar la calidad y la reducción de los costes energéticos. El ámbito de actuación de las ESEs comprende desde el diseño, montaje o transformación de instalaciones, equipos y sistemas consumidores de energía hasta su mantenimiento, actualización o renovación, su explotación o su gestión derivados de la incorporación de tecnologías eficientes.

 

Según el IDAE, el servicio energético “deberá prestarse basándose en un contrato que deberá llevar asociado un ahorro de energía verificable, medible o estimable”.

Remica es pionera en la certificación de los ahorros conseguidos. En 2014 Remica Servicios Energéticos alcanzó un acuerdo con la entidad certificadora TÜV Rheinland, para verificar y certificar los ahorros energéticos concernientes a los contratos de rendimiento energético suscritos entre Remica y sus clientes o las derivadas de la implantación de programas de eficiencia, de la implantación de Medidas de Ahorro Energético (MAEs), del seguimiento del mantenimiento de instalaciones o cualquier situación relacionada con la demostración de ahorros energéticos.

A través de este certificado, los propietarios ven reflejado cuánta energía se ha conseguido ahorrar, cuál ha sido el grado de disminución de emisiones de dióxido de carbono y cuáles han sido los ahorros económicos.

Para obtener estos parámetros, TÜV Rheinland aplica el protocolo internacional de medida y verificación IPMVP (International Performance Measuring and Verification Protocol) establecido por la entidad certificadora EVO (Efficient Valuation Organization), a través de sus técnicos acreditados CMVP (Certified Measuring and Verification Professional).

La primera comunidad de propietarios en obtener esta certificación fue la Comunidad de Propietarios Iker Casillas 40-44 (Móstoles), que apostó por Remica para llevar a cabo la renovación de sus instalaciones de energía térmica, así como para mejorar su eficiencia energética. Tras la renovación de sus instalaciones térmicas, la entidad certificadora estimó que la comunidad de vecinos había logrado un ahorro económico anual del 47,44% y un ahorro de emisiones de dióxido de carbono anuales de 49,72%.

No es el único caso. La comunidad de propietarios de la calle Bolivia  15-17 (Madrid), que decidió renovar su sala de calderas,  ha logrado aumentar la eficiencia energética de la instalación gracias a la implantación de Medidas de Ahorro y Eficiencia Energética (MAEs) acometidas por Remica Servicios Energéticos. Tras el proceso de renovación de la instalación se ha logrado un ahorro energético anual del 26,94%. Para la comunidad, este hecho supone un ahorro económico del 32,43% (unos 55.968 euros anuales).

¿Quiere más información al respecto? ¡Contacte con el equipo de expertos de Remica Servicios Energéticos en el teléfono 91 396 03 00!

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Email

Publicar Respuesta

tres + 6 =